¡A lo que agarre mi bon!

por el 11/07/14 at 10:03 pm

Esta mañana recordé las canicas de mi infancia. No creo que pasaran de treinta o cuarenta, contando las bolas regulares, los fifís y los bolones. Aquel juego no era mi fuerte, como tampoco lo eran los jacks, pues- con excepción del trúcamelo- me interesaban muy poco los pasatiempos precursores de competencias que a menudo terminaban […]

Leer Más »

Remedio infalible para la picazón de oídos

por el 08/07/14 at 7:27 am

Eran las doce de la noche cuando empezaron a picarle los oídos. Sońolienta se paró de la cama, abrió una gaveta de la cómoda y echó mano a su costurero. Sacó un carretel del costurero y cortó una hebra larga de hilo que sin demora insertó en el canal izquierdo de su oido con la […]

Leer Más »

Palabras, palabras

por el 01/07/14 at 7:36 am

Se lo dijo Lezcano el martes por la tarde, al oído, despacito, con todo el sazón de un buen chisme. El tibio aliento de su interlocutor le abrasaba la nuca y a ella se le ponía la piel de gallina con aquella confidencia que era todo un escándalo. También se le habia hecho la boca […]

Leer Más »

Toc, toc, toc

por el 22/06/14 at 11:34 am

No hago más que llegar a la casa y ya tocan a la puerta. Apenas he colocado un pie en el primer peldaño de la escalera para subir a mi habitación y ya hay alguien parado allí afuera, con algún paquete, con alguna pregunta quizás. Es evidente que ese alguien espiaba mi regreso para tomarme […]

Leer Más »