Tiovivo

por el 20/08/15 at 6:35 pm

Eufórica se fue Ofelita a la feria de provincia una mañana soleada de domingo. Llevaba una sonrisa amplia en su boca repleta de sobredientes, mameluco de fuerte azul y botines blancos de puntas afiladas.

Después de hacer cola durante quince minutos, Ofelita compró boleto para el tiovivo, única atracción que despertaba su interés en todo el parque. Cuando le dijeron que tendría que esperar otro rato para montarse, la niña se molestó a tal punto que empezó a hacer muecas y a mascullar improperios. Algunas personas la miraron de soslayo y una pareja de novios empezó a cuchichear.

Veinte minutos màs trade removieron la cadena que impedía acceso al tiovivo y como loco corrió el cuerpo fofo de Ofelita por la plataforma de madera hasta dar con un caballo bayo al cual la muy atronada se encaramó de rebote. Ofelita empezó entonces a vislumbrar aquel paraíso que en su mente constituía subir y bajar en su corcel al ritmo de la música de feria.

Pero después de marcarle el boleto el acomodador le pidió a Ofelita que se desmontara del caballo bayo (estaba roto) y le sugirió uno de color negro que nadie había tomado. Con otro salto olímpico cambió Ofelita de animal y apenas tuvo tiempo de ajustarse las correas, pues ya la máquina echaba a rodar.

Ofelita reía a carcajadas e incrustaba los talones de sus botines blancos en las ancas del caballo. Quienes la vieron obrar de este modo sospecharon que ella no estaba en sus cabales.

A la primera vuelta del tiovivo, Ofelita cayó en cuenta de que le había tocado un caballo estático y se pasó el resto del tiempo dando saltitos compensatorios- pero ineficaces- en su asiento. Cuando el tiovivo se detuvo por completo, Ofelita, que ahora botaba espuma por la boca y humo por las orejas, le pegó un puntapié en la tibia al hombre de los boletos y se perdió entre el gentío del parque.

2 Responses to “Tiovivo”

  1. mary Loly de Severino

    Ago 20th, 2015

    Delicioso, como siempre Sonia.

  2. sandra sosa

    Ago 24th, 2015

    jajajajajaj bien comica la historia

Deja un comentario


Protected with IP Blacklist CloudIP Blacklist Cloud